Récord eléctrico

El Volkswagen ID.R hace el viejo Nurburgring en 6:05-336 minutos
Ampliar

El Volkswagen ID.R hace el viejo Nurburgring en 6:05-336 minutos

Ya había batido el récord de Pikes Peak

martes 04 de junio de 2019, 13:34h

Este prototipo eléctrico de Volkswagen ya tiene su lugar en la historia de las carreras por haber aniquilado el registro de tiempo de las vueltas para los vehículos eléctricos en el circuito de Nürburgring, el famoso "Infierno Verde".

Con un tiempo de 6:05:336 minutos, el conductor de Volkswagen Romain Dumas (F) empujó la batería del ID.R – mejorada con simulaciones de ANSYS – al límite en la difícil pista alemana, mostrando su eficiencia y liderazgo eléctrico en la industria.

Nürburgring Nordschleife, con sede en Alemania, es considerada por la comunidad internacional de carreras como una de las pistas más difíciles y exigentes del mundo. Las curvas cerradas y las cuestas empinadas requieren momentos de aceleración y desaceleración extremas y este comportamiento causa fluctuaciones térmicas muy pronunciadas.

Esto podría haber causado un diferencial térmico severo y haber hecho fallar la batería del ID.R. También es un reto para los tramos a todo gas muy largos, ya que exigen mucho de la batería y una gestión de la temperatura muy precisa.

Para superar estos obstáculos, los ingenieros de Volkswagen Motorsport usaron ANSYS Fluid para evaluar los nuevos diseños de los dispositivos de enfriamiento de la batería del ID.R, consiguiendo que no comprometiesen el diseño aerodinámico del vehículo. Asimismo, utilizaron la tecnología de ANSYS para crear un doble digital del vehículo y reproducir el rendimiento del coche en la pista en un entorno virtual.

El objetivo era demostrar que su batería podría superar la exigente pista y llevar al ID.R a la línea de meta. Gracias a las soluciones de simulación de ANSYS, los ingenieros eliminaron el proceso de pruebas de ensayo y error tradicionales, reduciendo así los costes y la cantidad de tiempo que conlleva usar un prototipo físico.

Diseñado por Volkswagen para competir en circuitos de carrera profesionales, la última marca del ID.R sigue superando records como el del año pasado en el Pikes Peak, donde las soluciones de simulación de ANSYS le ayudaron a conseguir el título del coche más rápido que ha subido la montaña.

“Después de reclamar el récord de Pikes Peak, el nuevo ID.R ha mostrado el poder de la movilidad eléctrica al superar el récord para coches eléctricos en el legendario circuito de Nürburgring. Esto ha mostrado al mundo una clara visión de las enormes posibilidades que ofrecen los coches eléctricos no sólo en las carreras sino también en las carreteras ordinarias para el futuro“, Dijo Sven Smeets, Director de Volkswagen Motorsport. “Las simulaciones de ANSYS fueron fundamentales para la mejora de la gestión de la temperatura de la batería del ID.R, asegurando así un manejo del calor adecuado y la uniformidad de la temperatura sin que esto afectase el rendimiento aerodinámico del coche.”

“Volkswagen es una empresa líder en movilidad eléctrica y la ID.R ha roto una nueva barrera para los vehículos eléctricos con su éxito estelar en el circuito de Nürburgring “, dijo Shane Emswiler, Vicepresidente y Gerente General de ANSYS. “Gracias a las mejoras aportadas por las simulaciones de ANSYS, Volkswagen Motorsport ha alcanzado el equilibrio perfecto con el control de temperatura de la batería y aumentado al máximo el rendimiento aerodinámico de la ID.R dentro de las condiciones de conducción extremadamente difíciles de la pista“.

Más información sobre el Volkswagen ID.R

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Revista de coches,

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.