www.motorpoint.com

Avisa el Gobierno francés

Renault y el Grupo PSA en peligro en España

Renault y el Grupo PSA en peligro en España

Cerrarán plantas en Francia

jueves 21 de mayo de 2020, 18:59h
La desescalada econonómica producida por la pandemia a nivel mundial puede tener más repercusiones de las esperadas en España. Como siempre pasa en casos así, cada uno mira para su casa y Francia se preocupa por su economía aunque perjudique a otros países, sean los que sean. Más de 23.000 puestos de trabajo directo, y muchísimos más de indirectos, están en juego en nuestro país.

El Gobierno galo instó la semana pasada a los fabricantes franceses a concentrar su producción en el país para recibir ayudas del Estado. Es decir: invitó a Renault y a PSA a recortar fuera de Francia, algo que hizo saltar las alarmas en España, que cuenta con cuatro factorías de Grupo Renault (dos en Valladolid, una en Palencia y otra en Sevilla) y tres de PSA (Vigo, Figueruelas y Madrid). Todo un chantaje.

Según las informaciones recabadas por el diario Les Echos tras la noticia revelada por el semanario Le Canard Enchaîné, las afectadas son las pequeñas factorías de Choisy-le-Roi y Caudan, que podrían ser clausuradas. La planta de Dieppe, en la que se producen los modelos de la marca Alpine, también sería sacrificada en un futuro próximo.

En cuanto a la planta de Flins (de un tamaño mayor que las anteriores y un total de 2.600 trabajadores), no cerrará, pero dejará de producir vehículos en pocos años. Actualmente allí se producen los modelos ZOE eléctrico y Nissan Micra, aunque la factoría puede llevar a cabo otras actividades.

Cierres en España

El futuro de las plantas de Renault en Francia se sigue con atención entre los trabajadores de la marca del rombo en nuestro país, aunque desde la "tranquilidad" de que no se van a plantear medidas similares en España.

"Hemos preguntado a la compañía y, aunque son ambiguos sobre los planes, dejan claro que la factorías españolas están a salvo de cierres", aseguró a la representante de Trabajadores Unidos en el Comité de Empresa, de Renault Valladolid, Miriam Largo, que añade que "tratamos de no alarmar a la gente".

El Gobierno francés ha lanzado un aviso a las automovilísticas: si quieren recibir ayudas públicas necesitarán repartriar la producción de sus vehículos. Así lo aseguró el ministro de Economía y Finanzas, Bruno Le Maire, en una entrevista con la cadena de radio BFM Business.

"La industria automovilística francesa se ha deslocalizado demasiado y debe echarse atrás". La repatriación de la producción, según Le Marie, debe ser "la contrapartida" a las ayudas que el Estado francés conceda a las automovilísticas galas para superar la presente coyuntura.

Las declaraciones de Le Maire sobre la condición de revertir las deslocalizaciones de la producción de vehículos, a cambio de recibir ayudas gubernamentales, también repercuten en las fábricas españolas.

La posibilidad de mover modelos de una fábrica a otra no es nada factible, pues el principal problema de Francia radica en la alta competitividad en los costes frente a otros países. Pero sí que puede jugar un papel importante en la fabricación de modelos eléctricos.

De esta manera, Renault ya produce el ZOE, cien por cien eléctrico, en la planta gala de Flins, y en 2018 planeó invertir 1.000 millones de euros en Francia, con el objetivo de hacer de su factoría de Douai el centro de sus futuros modelos eléctricos.

Por su parte, el consorcio PSA actualmente no dispone en Francia de una plataforma dedicada a la producción de vehículos eléctricos, por lo que sus modelos Peugeot 208 eléctrico y Opel Corsa eléctrico se ensamblan en Eslovaquia y España, respectivamente.

Nuestro país cuenta con 17 fábricas de automoción, de las que siete de ellas pertenecen a los dos grandes consorcios automovilísticos franceses: PSA, que engloba a las marcas Peugeot, Citroën, DS y Opel y Renault, con la marca homónima, Dacia y Alpine.

Así, mientras PSA tiene tres plantas en España (Vigo, Figueruelas y Madrid), la marca del rombo tiene hasta cuatro factorías ubicadas en nuestro país (dos en Valladolid, una en Palencia y otra en Sevilla).

Producción en España

En términos de producción hay que tener en cuenta que las tres plantas que PSA tiene en España produjeron en 2019 un total de 930.084 vehículos, lo que supone el 32,9% de la fabricación total nacional.

Por su parte, las fábricas que Renault tiene en Valladolid y Palencia produjeron el año pasado 477.000 unidades, el 16,9% del total.

Por lo tanto, en el caso de que los siete centros productivos de los dos grupos automovilísticos ubicados en España se llevasen la producción a otro país, supondría reducirla a la mitad.

Concretamente, la producción de vehículos caería un 49,8%, lo que ubicaría a España en niveles productivos por debajo de los registrados en 2019 por la República Checa, y le colocaría como el decimosexto productor mundial (actualmente, España ocupa la octava posición mundial de constructores y la segunda europea, por detrás de Alemania).

En lo que a exportación se refiere, Francia es el segundo país de destino de la producción de vehículos fabricados en España. Así, en 2019 un total de 437.550 vehículos se exportaron a Francia, lo que supone una cuota de mercado del 18,9%.

Pérdida de puestos de trabajo

El Grupo PSA emplea en Vigo, Figueruelas y Madrid a más de 13.700 personas, mientras que Renault da trabajo en sus cuatro factorías a más de 10.000 trabajadores.

En España, las 17 fábricas de producción emplean a más de 63.000 trabajadores. En el caso de que PSA y Renault echasen el cierre a sus factorías, más de 23.700 personas se verían afectadas. Esto supondría perder el 37,6% del empleo directo en la producción de vehículos.

Modelos vendidos en Francia "españoles"

De los 20 modelos más vendidos en Francia a lo largo del pasado año 2019, seis se fabrican en España. El primero fue el Renault Captur, fabricado en exclusiva mundial en la factoría de Renault en Valladolid, que fue el sexto más demandado por los consumidores franceses, con 64.050 entregas en 2019.

Le siguió el Peugeot 2008, séptimo modelo más vendido en Francia, que se ensambla en la factoría de PSA en Vigo, con 59.218 ventas. El duodécimo fue el Citroën C3 Aircross, producido en la factoría zaragozana de Figueruelas, con 46.946 ventas. Le siguió el Renault Mégane (Palencia, 44.212 ventas).

El 15º modelo fue el Volkswagen Golf, que se ensambla en Pamplona (38.941 unidades). Por último, el decimonoveno modelo más vendido en Francia fue el Opel Corsa (producido también en Figueruelas), con 27.698 unidades vendidas el pasado año 2019.

Alerta de los nacionalismos

El planteamiento del ministro de Economía y Finanzas del Gobierno francés, Bruno Le Maire, ya lo avanzó el presidente de Anfac y de Renault en España, José Vicente de los Mozos, al asegurar que la situación actual "va a provocar que los nacionalismos en cada país vayan a ser cada vez más exuberantes y cada uno tendrá que mantener la actividad".

Y es que los dos grupos automovilísticos franceses (PSA y Renault) tienen un gran peso en el ecosistema productivo español. Así, el peso de estos dos consorcios en la producción de vehículos en España supone el 49,8% del total de vehículos producidos en 2019.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Revista de coches,

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.